Print Friendly
  • Las recientes medidas impulsadas por el Ejecutivo han permitido la reducción de los homicidios en un 50%. Desde el pasado 10 de agosto, entró en vigor la segunda etapa de las medidas extraordinarias en las que se contempla el fortalecimiento del sistema penitenciario.

El gobierno del presidente Salvador Sánchez Cerén no dará tregua a los grupos criminales que están llenando de zozobra y temor a la población salvareña, así lo manifestó hoy el mandatario, al asegurar que su administración fortalecerá las acciones para combatir este flagelo de la violencia.

En este sentido, agradeció a las diputadas y diputados de la Asamblea Legislativa, al sector privado, a la academia y a la sociedad en general que se han unido en la lucha por debilitar y erradicar a estas bandas criminales que operan en El Salvador.

Informó que de $152 millones avalados por el congreso, $100 se invertirán entre este año y el siguiente para que el IPSFA se ponga al día con el pago de pensiones a los militares retirados y para fortalecer a la Policía Nacional Civil y a los elementos de la Fuerza Armada que apoyan en tareas de seguridad.

“Se le dará también recursos importantes a la Dirección de Centros Penales, para construir nuevos centros penales, se invertirá en garantizar que estas medidas extraordinarias que estamos trabajando en una segunda fase logre más efectividad”, dijo el mandatario durante el programa Gobernando con la Gente que tuvo lugar en Guaymango, Ahuchapán.

Durante su mensaje, exaltó el trabajo que realizan los cuerpos de seguridad para rescatar los territorios asediados por la violencia, reiterando el compromiso de su gobierno de trabajar en su fortalecimiento y dignificación

Guaymango (Ahuachapán), 20 de agosto de 2016.