Print Friendly

La Subsecretaria de Inclusión Social, Guadalupe de Espinoza, presidió este día el acto de clausura del proyecto “Modelo de Promoción Comunitaria para la Prevención de la Violencia de Género” -conocido como M&H-, desarrollado por Ciudad Mujer Colón a través del módulo de Educación Colectiva en 17 centros escolares de los departamentos de Sonsonate y La Libertad.

 

En dicho proyecto han participado un aproximado de 797 jóvenes  de ambos sexos, estudiantes de tercer ciclo, quienes han realizado diversas para promover la equidad de género y rechazar la violencia contra las mujeres en sus centros de estudio.

 

La primera fase del proyecto se llevó a cabo el año pasado y consistió en la capacitación a maestros y maestras en prevención de la violencia de género, los derechos de las mujeres, los roles y estereotipos; formación que trasladaron posteriormente a sus estudiantes y ellos ahora la ponen en práctica a través de títeres, sociodramas y mosaicos en sus centros de estudio.

 

Uno de esos centros escolares donde se ha llevado a cabo este proceso es el “Guillermo Schmidt”, del municipio de Tepecoyo (La Libertad). Ahí, un grupo de 16 jóvenes diseñaron y armaron un mosaico de azulejos de vivos colores, en el cual dejaron un mensaje claro: los derechos y las oportunidades deben ser iguales para hombres y mujeres.

 

Así como ese grupo de estudiantes, otro escribió pequeños sociodramas  que después representaron con los títeres que ellos mismos elaboraron. De entre los diferentes tipos de violencia que ya conocen, la violencia intrafamiliar fue uno de los temas más recurrentes en esas representaciones.

 

Las y los jóvenes están muy conscientes de que la violencia es un problema que afecta seriamente la vida de las mujeres y es algo que deben superar las nuevas generaciones, así lo señaló Rogelio M. (nombre ficticio), estudiante de octavo grado del centro escolar “Guillermo Schmidt, quien también abogó por alcanzar la  equidad de género para evitar que los hombres sigan creyendo que son superiores a las mujeres.

 

Las y los estudiantes manifestaron su interés por seguir recibiendo este tipo de capacitaciones, pues según comentó Rebeca C. (nombre ficticio), estudiante del mismo centro de estudios, les sirve para entender mejor la realidad que viven y tomar decisiones que no afecten sus vidas.

 

A través de estas actividades y echando mano del arte para expresarse, las y los jóvenes capacitados, multiplican y comparten lo aprendido con el resto del alumnado de sus respectivos centros escolares, algo valioso para inculcar a las próximas generaciones formas respetuosas para relacionarse y seguir construyendo el camino para alcanzar la anhelada equidad de género y la erradicación de la violencia hacia las mujeres.

 

El proyecto en cuestión genera conocimientos para que el personal docente y estudiantes cuestione la cultura machista y sus consecuencias; reconozcan el valor que tienen como mujeres y hombres; respeten a las personas que provengan de diferentes contextos con estilos de vida diversos, siendo capaces de cuestionar a quienes no toleran esta diversidad. Su implementación ha contado con el apoyo del Ministerio de Educación (MINED) y el Instituto para el Desarrollo de la Mujer (ISDEMU).

 

En la actividad de este día también participaron el Gerente de Gestión y Desarrollo Curricular de Educación Media del Ministerio de Educación (MINED), Wilfredo Alexander Granados y la Rectora de la Escuela de Formación para la Igualdad Sustantiva del Instituto Salvadoreño para el Desarrollo de la Mujer (ISDEMUI, Miriam Gaspar.