Print Friendly
  • DECLARACIÓN CONJUNTA DE LOS PRESIDENTES DE LA REPÚBLICA DE COSTA RICA Y DE LA REPÚBLICA DE EL SALVADOR CON MOTIVO DE LA VISITA OFICIAL DEL EXCELENTÍSIMO SEÑOR PRESIDENTE SALVADOR SÁNCHEZ CERÉN

Atendiendo invitación cursada por el señor Presidente de la República de Costa Rica, Luis Guillermo Solís Rivera, el Excelentísimo señor Presidente de la República de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, realizó una visita oficial a Costa Rica el día 27 de julio de 2016.

Ambos Presidentes, reconociendo el excelente estado de las tradicionales y fraternas relaciones entre ambos países, caracterizadas por la permanente colaboración entre los Gobiernos en la atención de los diversos temas de la amplia agenda bilateral, en materia política, social, seguridad, económica, ambiental, cultural, de cooperación, entre otros, han acordado suscribir la presente declaración conjunta.

Los Mandatarios se congratularon por el cumplimiento en diciembre de 2015 del 170º aniversario de relaciones diplomáticas entre ambos países, constatando el excelente nivel alcanzado en ellas, que es fiel reflejo de la alta importancia que ambas naciones le atribuyen a esta relación bilateral y reafirmaron el compromiso de sus Gobiernos de reforzar los lazos de amistad y cooperación, a través de la ejecución de los acuerdos existentes y la promoción de acciones en diversos campos de interés mutuo.

En ese sentido,  como muestra del deseo de ambos países de continuar avanzando decididamente en la profundización de los lazos de amistad y cooperación que unen a sus países,  ambos Presidentes han procedido a suscribir, en el marco de la visita del Presidente Sánchez Cerén, un Acuerdo de Asociación Estratégica, el cual permitirá fortalecer las relaciones bilaterales y económicas, la promoción de acciones coordinadas en el entorno regional y multilateral, así como el fortalecimiento de los vínculos políticos, de cooperación, económicos y culturales entre ambos países.

Los Mandatarios abordaron la problemática migratoria de ciudadanos de nacionalidad cubana y de otros países extra continentales, que utilizan el territorio centroamericano en su camino hacia el norte, coincidiendo en que representa una situación compleja que requiere ser abordada de manera conjunta e integral basada en la solidaridad y apoyo entre los países de la región, que promueva el respeto de los derechos humanos de la población migrante al tiempo que se intensifiquen las acciones de lucha contra el tráfico y trata de personas.

El Presidente Solís Rivera agradeció al Presidente Sánchez Cerén la colaboración y destacada participación de El Salvador para permitir solventar la crisis que representó el que un número aproximado a los ocho mil ciudadanos cubanos no pudieran continuar su tránsito hacia el norte y quedaran en territorio costarricense a finales del año 2015 e inicios de 2016.

En materia de seguridad, ambos mandatarios expresaron su interés de continuar profundizando acciones de cooperación entre las respectivas instituciones encargadas de la lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado, reiterando la voluntad de continuar articulando acciones en el marco de la Comisión de Seguridad de Centroamérica (CSC), así como acciones que contribuyan a la obtención de cooperación internacional para la implementación de los proyectos de la Estrategia de Seguridad de Centroamérica (ESCA).  En ese sentido, reiteraron la importancia de  implementar lo acordado en la pasada Cumbre de Roatán del Sistema de Integración Centroamericana (SICA), en relación con los planes de trabajo de las Subcomisiones de la CSC y los acuerdos de la Reunión Intersectorial de Ministros de Relaciones Exteriores, Ministros de Seguridad Pública/Gobernación, Fiscalías Generales/Procuradores y Ministros de Defensa.

Los Presidentes expresaron su satisfacción por el avance en la implementación de las iniciativas de cooperación horizontal entre ambos países, desarrolladas en el marco del Convenio de Cooperación Bilateral. En ese sentido, se congratularon por la transferencia de la experiencia salvadoreña en la implementación de una agenda nacional de eficacia de la cooperación y sus principios, proyecto que forma parte del Programa de Cooperación Técnica y Científica Costa Rica-El Salvador 2014-2016.

Reconociendo el alto valor de la educación como medio para mejorar las condiciones de vida de las poblaciones de los países, especialmente como instrumento para generar capacidades y posibilitar la formación integral y la movilidad social, los Jefes de Estado constataron con satisfacción los avances en las acciones de colaboración entre la Universidad Estatal a Distancia (UNED) de Costa Rica y la Universidad de El Salvador (UES), con el apoyo de la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura, (OEI), cuyos resultados han permitido la implementación de una plataforma virtual de enseñanza, bajo la modalidad a distancia, en la Universidad de El Salvador e instaron a otros centros académicos de ambos países a explorar posibles acciones de colaboración.

En este marco, el Presidente Sánchez Cerén expresó su agradecimiento al pueblo y gobierno de la República de Costa Rica y especialmente a la Universidad Estatal a Distancia (UNED) por el apoyo que brinda en la implementación de la “Universidad de El Salvador en Línea-Educación a Distancia”.

El Presidente Sánchez Cerén planteó el interés de fomentar entre los países la transferencia de conocimientos y buenas prácticas en el ámbito de la formación superior de las artes, así como el intercambio de experiencias en los temas de conservación y protección del patrimonio cultural, fomentando iniciativas conjuntas vinculadas con las industrias creativas.  El Presidente Solís expresó que Costa Rica recibe con interés esta iniciativa.

Conscientes de la importancia de impulsar las relaciones económicas y comerciales, ambos Presidentes animaron a los sectores empresariales de los respectivos países para que, por intermedio de sus diferentes asociaciones gremiales desarrollen medidas para procurar un mayor acercamiento entre las empresas, de tal manera que se fortalezcan los intercambios comerciales y de inversión entre ambos países e instruyeron a sus respectivas instancias para que propicien el fortalecimiento del intercambio comercial y de inversión. En este contexto expresaron su satisfacción por la pronta puesta en funcionamiento de un servicio de ferry que facilitará el transporte entre sus países.

En ese sentido, los Mandatarios reiteraron el interés de estimular las relaciones de colaboración entre las respectivas empresas públicas, como ya se ha venido desarrollando en materia de energía renovable.

Los Mandatarios examinaron la situación del proceso de integración en Centroamérica, coincidiendo plenamente con los ideales plasmados en el Protocolo de Tegucigalpa que crea el Sistema de la Integración Centroamericana, así como con el objetivo de constituir ésta en una región de paz, libertad, democracia y desarrollo.

En ese sentido, coincidieron en la importancia de continuar impulsando el trabajo del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA) bajo los cinco pilares definidos en el Relanzamiento de la Integración Regional: seguridad democrática, integración social y lucha contra la pobreza, integración económica, gestión integral de riesgo de desastres y cambio climático y fortalecimiento institucional, generalizando las prácticas de transparencia y la rendición de cuentas que ya viene desarrollando algunas secretarías del Sistema.

Tomaron nota de los avances de los proyectos regionales impulsados por el Proyecto Mesoamérica, en el marco de la Política Regional de Movilidad y Logística, reconociendo su importancia en la facilitación de la integración y conectividad regional.

Ambos Mandatarios destacaron la importancia de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) como espacio regional importante de diálogo político que abarca los 33 países de Latinoamérica y el Caribe.  En ese sentido, reiteraron su voluntad de continuar trabajando en la construcción del diálogo y la concertación política, en temas de interés compartido, que permitan a los países de la CELAC avanzar hacia un desarrollo sostenible e inclusivo y hacer frente a los desafíos que les son comunes. En particular, resaltaron el Plan de Seguridad Alimentaria y Nutricional 2025 (Plan SAN-CELAC) aprobado en la IV Cumbre de la CELAC, en Belén, Costa Rica, que se encuentra en proceso de implementación,  considerando que la seguridad alimentaria y nutricional son prioridad para ambos países.

Los Presidentes dialogaron sobre la relevancia del Sistema Interamericano de Derechos Humanos y la importancia que tiene en él la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, como actor esencial en las labores de promoción y protección de los derechos humanos en el continente americano, por lo que coincidieron en la importancia de identificar mecanismos que conduzcan a su fortalecimiento institucional y financiero.

Asimismo, los mandatarios subrayaron la importancia de otros espacios de diálogo y concertación regionales, concordando en que es de interés potenciar las sinergias que puedan desarrollarse sobre temas específicos, evitando duplicaciones e identificando las fortalezas de cada uno de ellos, de tal manera que se logre la complementariedad y la articulación.

Los Presidentes se congratularon por la reciente firma del Acuerdo de París sobre la Convención Marco de las Naciones Unidas de Cambio Climático, coincidiendo en que representa un importante logro para la humanidad, para  combatir los efectos negativos del cambio climático a través de la ejecución de acciones e inversiones para lograr un futuro bajo en emisiones de carbono, resiliente y sostenible.  Los Mandatarios instaron a la Comunidad Internacional a que apresure la pronta ratificación del acuerdo y refirmaron el compromiso de continuar impulsando acciones que contribuyan a la sostenibilidad ambiental, mediante la implementación de energías limpias y renovables y nuevos patrones de producción y consumo sostenibles.

El Presidente Solís se refirió la candidatura de la costarricense Christiana Figueres Olsen a la Secretaría General de la Organización de las Naciones Unidas, resaltando que representa una opción valiosa para generar un liderazgo que ayude a la ONU a hacer frente con renovado optimismo al gran reto de construir la paz, la resilencia y la igualdad de oportunidades, en una era compleja y de grandes cambios, bajo principios de mejora constante, transparencia e integridad. El Presidente Sánchez Cerén expresó que El Salvador recibe con mucho interés dicha candidatura y la posibilidad de que una mujer centroamericana llegue a tan importante posición.

Los Jefes de Estado expresaron su satisfacción por los resultados de la visita, reafirmando la nueva etapa de fortalecimiento y dinamismo de las relaciones bilaterales entre ambos países, en el marco de las acciones que ambos gobiernos impulsan en procura del mejoramiento de las condiciones de vida de sus respectivas poblaciones y de un orden internacional más justo.

El Presidente Sánchez Cerén agradeció al Gobierno y al Pueblo de Costa Rica por la hospitalidad y las muestras de amistad que le prodigaron, tanto a él como a su comitiva, durante su visita oficial a Costa Rica.

San José, Costa Rica, 27 de julio de 2016.