Print Friendly, PDF & Email

Hoy es un día de orgullo y alegría para Quezaltepeque y su pueblo emprendedor.

Lo que era un lugar abandonado es ahora este hermoso museo del ferrocarril.

Con el trabajo unido del gobierno central, las autoridades locales, las comunidades y sus organizaciones, transformamos esta histórica y nostálgica estación, en un agradable espacio para la cultura, el conocimiento, la recreación y la convivencia.

La hemos convertido también en un atractivo turístico que contribuirá a la economía local y a crear empleos en la medida que se desarrolle.

Rescatar y preservar la estación del tren fue por muchos años una aspiración que tuvimos los quezaltecos.

La estación del tren ha sido y será siempre parte de nuestro paisaje, de nuestra historia y tradición de trabajo y progreso.

En marzo del 2015, cuando realizamos aquí en Quezaltepeque el programa gobernando con la gente, adquirimos el compromiso de restaurar esta estación.

En esa ocasión el amigo Héctor Bonilla, representante de la Mesa de Desarrollo Local, nos pidió rescatar la antigua estación para dedicarla al esparcimiento y aprendizaje de la ciudadanía.

Aquí estamos ahora cumpliendo al pueblo, haciendo realidad este museo, que como lo dijera don Héctor, cuenta la historia de nuestro pueblo y del país.

El principal impulsor del proyecto es la población de este municipio, con sus esfuerzos por potenciar el desarrollo turístico y conservar su patrimonio como manifestación fundamental de identidad, para entregarlo como legado a las presentes y nuevas generaciones.

Saludo con mucho aprecio a los ex trabajadores del ferrocarril que nos acompañan.

Con la inauguración del Museo Estación rendimos un homenaje a la labor que ustedes realizaron para conservar la memoria histórica de este sistema de transporte que trajo crecimiento económico y social a nuestro país.

Señoras y señores

Mi gobierno ha impulsado el progreso social de las comunidades, con énfasis en el acceso al agua potable salud y educación.

Aquí en Quezaltepeque, en el 2007, invertimos 1.2 millones de dólares, para garantizar el acceso de agua potable a más de 20,000 habitantes del cantón el puente y sus alrededores.

El presupuesto destinado a Educación nos ha permitido realizar mejoras en la infraestructura de los centros escolares de la ciudad y el municipio.

En todos invertimos en la reparación de techos, puertas ventanas, pupitres, pisos y otras acciones para mejorar las condiciones del estudio de los alumnos del trabajo de los maestros.

Realizamos una millonaria inversión en los programas de salud, alimentación escolar, paquetes escolares y computadoras.

Asimismo, construimos nuevas obras, como las viviendas permanentes en la comunidad Roberto Arguello.

A estas acciones, en beneficio de Quezaltepeque, sumamos hoy este bello museo, que nos provoca un sano orgullo por su aporte a la conservación del patrimonio nacional.

La estación de Quezaltepeque permaneció abandonada desde el 2001, pero con la iniciativa impulsada desde la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma, CEPA, la hemos recuperado.

Este Museo Estación es un espacio donde la cultura y la convivencia se mezclan, su monumento, área de exposición, plaza ferroviaria, zonas de juegos y áreas verdes, son lugares propicios para mantener vivos los valores identitarios de la comunidad y contribuir al esparcimiento sano y el conocimiento.

Espero que, así como el parque es un espacio donde ustedes van con sus hijos y familias, y pueden convivir tranquilamente, conviertan este espacio en un espacio donde ustedes puedan vivir en tranquilidad, compartir con sus hijos y, además, también fortalecer los lazos de unidad de la familia y de la comunidad.

Nos hace falta mucho unir nuestra familia, unir nuestras comunidades y Quezaltepeque ahora tiene esa posibilidad con este espacio, conviértanlo en un espacio familiar donde convivan.

Creo que todos los que, en aquel tiempo, porque muchos no estuvieron en aquel tiempo, eran jóvenes, se recuerdan de estos árboles de mango, donde veníamos a tirar piedras para cortar mangos, eran espacios donde los jóvenes, los niños podían convivir y vivir tranquilamente. Ahora tienen la oportunidad ustedes.

Y si lo convierten en un espacio de convivencia y de la familia, también pueden convertirlo en un espacio para generar oportunidades de mayores emprendimientos y de empleo.

Así como en el parque hay muchas pupuserias, cafeterías, así también pueden hacer este espacio.

Son ustedes los que pueden hacer esa obra, nosotros les acondicionamos el espacio, pero son ustedes, quezaltecos y quezaltecas, los que pueden convertir este espacio en un espacio que les permita convivir con sus hijos tranquilamente en paz y en esperanza.

Por eso, a estas acciones, como la estación de Quezaltepeque que permaneció abandonada desde el 2001, fue CEPA quien tomó esa iniciativa de convertirla en ese espacio.

Este Museo Estación es un espacio donde la cultura y la convivencia se mezclan. Aquí está la ministra de Cultura, que también espero que hagan uso de este espacio para promover toda la cultura que hay aquí en este país, toda esta identidad que hay en este país y especialmente la cultura de este municipio, la identidad de este municipio.

La cultura y la convivencia son dos acciones que van simultáneamente, y por eso aprovecho solicitar a la ministra que se utilice este espacio para presentar también el arte y la cultura que existe en nuestro país.

Agradezco a los trabajadores de Ferrocarriles Nacionales de El Salvador, a los empleados de la municipalidad, a los beneficiados del Programa Yo Cambio por el esfuerzo desplegado para hacer posible este proyecto que recrea el funcionamiento de una estación de agencia y constituye el Primer Museo de la Ciudad de Quezaltepeque.

Para todos ellos pido un fuerte aplauso porque es la dedicación de ellos la que ha permitido presentar esta obra.

Obras como ésta se convierten además en atractivos jurídicos que fomentan la economía local en beneficio de la población de este municipio, quienes juntos con las autoridades locales son los encargados de preservarla.

Expreso mi reconocimiento a CEPA, por la importante labor que realiza para rescatar y conservar el patrimonio cultural material a través de la restauración de estaciones ferroviarias; estos proyectos son importantes para mantener nuestra identidad.

Quiero reconocer en CEPA que a través de él, nuestro gobierno ha mantenido un firme compromiso con la modernización de la infraestructura portuaria, los puertos se han ampliado y han mejorado su capacidad. También el Aeropuerto Internacional San Oscar Romero, que es uno de los más modernos de la región, eso es el esfuerzo de CEPA y por eso la CEPA por toda esa inversión millonaria que ha hecho para mejorar ésta infraestructura logística en el país.

Con el fortalecimiento de la plataforma logística, hoy tenemos un país mejor conectado con el mundo y avanzamos en la misión de convertirnos en líderes de la región en este sector.

Amigas y amigos

Este día abrimos una ventana hacia el pasado que nos permite reconsiderar nuestro presente y proyectarnos hacia un mejor futuro.

Sabemos de la importancia histórica y el valor sentimental que tiene este tipo de obras, parte de la población aún recuerda con añoranza los viajes en este medio de transporte, a esas personas este museo les permitirá vivir gratas experiencias, a las nuevas generaciones les dará la oportunidad de conocer mejor la historia de nuestro país y valorarla en su justa medida.

Este museo que hoy inauguramos y los demás que pronto estarán disponibles, son un significativo aporte a la conservación de nuestro patrimonio cultural.

Para el municipio de Quezaltepeque es importante, porque se suma a los espacios públicos que promueven la sana convivencia.

Me satisface mucho inaugurar el Museo Estación Quezaltepeque, para el disfrute, aprendizaje y el esparcimiento de la población.

Háganlo suyo, conviértanlo en un espacio, donde puedan transitar tranquilamente y convivir con sus familias y unir esa fuerza de la familia que es la base fundamental para nuestro país.

Muchas gracias.

 

11 DE ABRIL DE 2019