Print Friendly, PDF & Email
  • Amigos y amigas

Las palabras expresadas por los delegados de ustedes creo que representan no solo un desafío, sino también un compromiso para darle respuesta a estas demandas que han salido de estas asambleas que ustedes han realizado.

Creo de que aquí está la directora de INJUVE que está impresionada también por las palabras de la joven que expresan la situación de nuestros compatriotas jóvenes fuera del país, y que tenemos que también trabajar por ellos.

Así es que gracias por esos mensajes que nos actualizan sobre cual es el sentir y pensar de nuestros compatriotas en el exterior. No tengan dudas, vamos a adecuar los programas para responder a sus necesidades.

Por ello mi gobierno trabaja desde el inicio con la certeza de que somos un solo pueblo, de que todos somos hijos de una misma patria y, por ello, debemos hacer todos los esfuerzos para su prosperidad, desarrollo y engrandecimiento.

El juramento que ustedes han hecho hoy confirma con creces esos sentimientos de amor que sentimos por El Salvador.

Con gratitud, felicito a los miembros de la Asamblea de representantes de los Consejos de Salvadoreños en el Exterior y Representantes de los Consejos Ciudadanos de Comunidades Salvadoreñas en el Exterior.

Es una gran satisfacción para el pueblo salvadoreño saber que cuenta con personas cuya identidad y amor por la nación trasciende fronteras.

Gracias por engrandecer a El Salvador.

A lo largo de la historia de nuestro país la migración ha sido una de las vías que nuestro pueblo ha buscado para encontrar oportunidades que les permitan a sus familias vivir una vida plena y digna.

No podemos concebir el progreso de El Salvador y su gente sin reconocer el valioso aporte de los salvadoreños en el exterior.

Más de tres millones de ellos contribuyen a la transformación de El Salvador, y mientras nuestra identidad se siga consolidando, a pesar de las fronteras, el desarrollo del país continuará avanzando de forma segura.

En nuestro Plan Quinquenal de Desarrollo integramos a los salvadoreños en el exterior en esa ruta de crecimiento, transformación y bienestar para nuestro país.

Trabajamos por incluir, profundizar y fortalecer la participación de la población salvadoreña en otras partes del mundo en el proceso democrático de El Salvador.

Para ese propósito creamos e institucionalizamos espacios que facilitan la participación ciudadana y la vinculación de las comunidades salvadoreñas en el exterior para involucrarlas en el trabajo para defender y fortalecer sus derechos y participar en las decisiones del gobierno.

Consideramos que sus expresiones son importantes para el proceso de desarrollo del país.

En este sentido, facilitamos la creación de los Consejos Ciudadanos Locales de Comunidades de Salvadoreños en el Exterior, con los cuales se ha institucionalizado el diálogo y contribuido a la organización de esta población.

Estos mecanismos han sido exitosos. Actualmente los Consejos se han constituido en más de 20 ciudades de varios países del mundo.

Estas acciones son respaldadas por la Política Nacional de Protección a la Persona Migrante Salvadoreña y su Familia, la primera estrategia de este tipo en la historia del país que apuesta por la protección y defensa de los derechos de los migrantes y promueve su integración al desarrollo del país.

Además de esta estrategia, nuestro gobierno tiene un profundo compromiso con nuestros hermanos en el exterior. Generamos acciones que fortalecen su bienestar y favorecen el aporte que realizan a sus familias y comunidades.

Hemos defendido con firmeza la estabilidad y seguridad de los salvadoreños en los Estados Unidos beneficiados con los programas del TPS y DACA.

Establecimos nuevos consulados y ventanillas consulares para atender a nuestros connacionales en los Estados Unidos y en su ruta migratoria.

Implementamos el programa como “Salud 503”, el cual permite que los salvadoreños residentes en el exterior y sus familiares en el país tengan acceso al Seguro Social.

También, creamos Vivienda Cercana, un programa que da acceso a créditos hipotecarios del Fondo Social para la Vivienda para facilitar a compatriotas la adquisición de una vivienda digna en El Salvador.

Es un compromiso del Estado velar por la recepción de salvadoreños retornados al país y mi gobierno mantiene especial interés por esta población.

Con ese propósito pusimos en marcha los programas El Salvador es tu Casa y Atención al Migrante, un sistema de servicios integrales para dar asistencia psicosocial, académica y laboral a los compatriotas que regresan al país.

Amigas y amigos:

La migración es un derecho. Mi gobierno mantiene su compromiso por hacer valer los derechos fundamentales del pueblo salvadoreño migrante, en cualquier país y en cualquier situación.

Asimismo, como una patria soberana e independiente, que continúa construyendo su preciada paz y democracia, y como un país solidario, ferviente defensor de los lazos de integración de Centroamérica, respetamos el derecho a migrar de nuestros hermanos centroamericanos.

Al paso de migrantes centroamericanos por nuestras tierras haremos cumplir la institucionalidad migratoria de El Salvador, de acuerdo con las leyes y los acuerdos alcanzados con las repúblicas centroamericanas.

Reitero el compromiso de mi gobierno con los derechos de los salvadoreños y salvadoreñas en el exterior.

Ustedes son un orgullo para nuestro país, han tenido que defender sus derechos fuera de nuestras fronteras, y aún lo siguen haciendo, han enaltecido con su trabajo, creatividad y valentía la cultura salvadoreña.

Son actores fundamentales del desarrollo de El Salvador

Asimismo, es motivo de inspiración el trabajo y compromiso de los compatriotas que se juramentan este día, un compromiso también de mi gobierno y de miles de salvadoreños, que, en esta patria, luchamos incansablemente por la justicia social, bienestar y mejores oportunidades de progreso para todos.

Sigamos trabajando por nuestro país, por erradicar la pobreza, por más oportunidades de superación para las familias, por un país más equitativo, donde prevalezca la igualdad en el cumplimiento de derechos y se fortalezca la democracia por la que tanto luchamos.

Somos una misma nación, que avanza, gracias a su gente, hacia el desarrollo de la prosperidad.

Muchas gracias.