Print Friendly

 

  • Escuchamos con mucho detenimiento las palabras de una beneficiaria de este programa, habló con mucha certeza de lo que sucede en el país en el ámbito de salud.

Lo más importante que quisiera decirle es que ya no tenemos, en este gobierno, el panorama de que el sistema de salud deba privatizarse, lo principal es que ahora la población puede tener un servicio público gratuito, su asistencia es gratuita, y que sus medicamentos son gratuitos.

Esperamos que esto se mantenga como una realidad, que no vuelva a surgir la intención de privatizar este sistema.

Este es un derecho de las familias, un derecho de las personas, la salud como la educación son derechos humanos fundamentales y por lo tanto el Estado, el Gobierno debe garantizarlos, y a pesar de las dificultades que tiene todo gobierno nosotros estamos dándole siempre prioridad al sistema de salud.

Sabemos que hay varios aspectos que no tienen el financiamiento necesario pero ahora estamos poco a poco resolviendo uno de los problemas que tiene que ver con el bolsillo de los usuarios, el tema de los medicamentos.

Reafirmo lo dicho por la ministra y los viceministros de que se han invertido ya 23 millones de dólares en medicamentos, son alrededor de 355 medicamentos que poco a poco están llegando a los hospitales, y esperamos que en un tiempo bien corto podamos resolver todos los necesarios a la población.

Lo que si es muy importante es la disposición de este gobierno de trabajar por garantizar ese derecho y su gratuidad.

También quiero unirme a la felicitación a Karen López, técnico de emergencia médica, Kriscia Ramírez, técnico de emergencia médica, Oscar Castellón, asistente de emergencias médicas, y Stanley Sousa, también asistente de emergencias médicas.

Ustedes saben el impacto que ha tenido este siniestro, el incendio en el Ministerio de Hacienda, tenemos que lamentar y nos solidarizamos con las familias de dos personas fallecidas, hay otras están en el sistema de salud donde son atendidas y algunas en emergencias.

La cantidad de personas afectadas fue mínima para la dimensión del desastre, por eso reitero mi felicitación porque demostraron que el sistema de emergencia médica si funciona y se actuó en el momento preciso, se actuó a los pocos minutos y con su ayuda muchas personas afectadas por el humo y las llamas y tenían quemaduras le dieron las primeras atenciones y la oportunidad de salvar sus vidas.

Por eso a nombre del país, de todo El Salvador quiero expresarles el más profundo agradecimiento por su profesionalismo, heroísmo y demostrar la eficacia del sistema de emergencia médica de FOSALUD.

Quiero retificar que los actuales avances del sistema de salud pública permiten afirmar que los salvadoreños contamos ahora con una mejor y moderna atención médica.

 

Hoy celebramos un paso más en la consolidación de un eficiente Sistema Integrado de Emergencia Médica, y para hacerlo más accesible y de mejor calidad, entregamos diez nuevas ambulancias al Fondo Solidario para la Salud, FOSALUD.

 

Me impresionó al entrar la actitud con que los motoristas reciben las ambulancias, saben que prestan un servicio de urgencia de emergencia, y que vienen desde lugares remotos y esas vidas se salvan por la prontitud con que pueden ser trasladadas a los centros hospitalarios o las unidades de asistencia médica.

 

Ellos mostraron ese compromiso, ven a la ambulancia no solo en el sentido que tiene un nuevo vehículo bien dotado con todos los implementos, sino también el sentido humano de salvar vida, algo muy importante porque expresa la calidez del sistema, el paciente necesita esa calidez, esa atención.

 

Por eso quiero felicitar a los motoristas que estarán al frente de estas unidades.

 

Ponemos estos nuevos equipos a disposición de la ciudadanía a través de las Unidades Comunitarias de Salud Familiar y tres hospitales nacionales para brindar un servicio con prontitud y calidad en diferentes zonas del país.

 

Las 10 ambulancias que entregamos hoy, complemente equipadas, son fruto de una inversión de alrededor de 800 mil dólares, lo cual confirma nuestro propósito de servir a la ciudadanía con calidad y calidez como lo establece nuestro Plan Quinquenal de Desarrollo.

 

Con este esfuerzo sumamos un total de 22 ambulancias entregadas a FOSALUD en el último año, con prioridad para los circuitos de alta demanda de la población, donde está la población más vulnerable, como son Candelaria de la Frontera, San Julián, Izalco, Perquín, El Tránsito, San Jacinto, Aguilares, Zacatecoluca, San Martín y San Juan Opico.

 

Con estas nuevas ambulancias se refuerza el trabajo de FOSALUD y es una oportunidad para hacer más eficaz la coordinación entre todas las instituciones y organismos vinculados a las emergencias.

 

Hoy nuestro país cuenta con ambulancias bien equipadas, con personal calificado y profesionales médicos de calidad, cuerpos de socorro, muchos de ellos certificados internacionalmente, para la atención de urgencias y el traslado de pacientes.

 

Estos recursos, humanos y materiales, le dan la posibilidad a El Salvador de contar con un Sistema Integrado de Emergencia Médica, realmente coordinado y eficaz.

 

 

Amigas y amigos,

 

Las ambulancias de FOSALUD ubicadas en las Unidades Comunitarias de Salud Familiar realizaron el traslado de unos 50 mil pacientes durante en 2016, y las que se incorporan a partir de hoy aumentarán el servicio en 28 Unidades Comunitarias de Salud Familiar y 3 Hospitales Nacionales, beneficiando a más de 2 millones de personas.

 

FOSALUD ha sido una de las instituciones claves para avanzar en la Reforma de Salud iniciada en el 2009, y llevar los servicios de salud hasta los territorios más alejados.

 

Hemos impactado positivamente en la vida de cada habitante de nuestro país y con satisfacción afirmamos que la salud dejó de ser un lujo y se convirtió en un derecho de todos los salvadoreños.

 

Felicito al personal de salud, médicos, enfermeras y promotores de salud, y a las comunidades que han hecho suyo los beneficios de la Reforma de Salud y los  ECCOS.

 

 

FOSALUD ha ampliado el acceso a los servicios de salud, con una esmerada atención en sus 211 establecimientos en todo el territorio nacional, y atendió 1.9 millones de consultas en el último año, incluyendo a salvadoreños en zonas fronterizas o los llamados bolsones.

 

La cobertura de FOSALUD incluye especialidades como maternidad, prevención y tratamiento de adicciones, atención a víctimas contra la violencia.

 

Gracias a su apoyo nuestro país ha tenido una ventaja esencial para reaccionar con rapidez ante amenazas epidemiológicas.

 

FOSALUD también ha sido indispensable para ampliar la cobertura de vacunación, que hasta el día de hoy, es una de las más completas en nuestra región.

 

La labor de FOSALUD y del Ministerio de Salud han permitido alertas tempranas a la población sobre los virus, en su mayoría infecciones respiratorias, para adoptar las precauciones necesarias.

 

En otro tema de mucha importancia para los salvadoreños, los medicamentos, hemos invertido 23 millones de dólares para abastecer con 355 tipos de medicamentos a los hospitales del país, y así normalizar la disponibilidad.

 

Aprovecho esta ocasión para reconocer la rápida y profesional respuesta de nuestros servicios de emergencia en el lamentable incendio del Ministerio de Hacienda.

 

Allí se puso a prueba la disposición y capacidad del Sistema Nacional de Protección Civil, que permitió comprobar la utilidad de un sistema integrado de emergencia médica, que coordine la participación de todos los prestadores de servicios del país, ya sean públicos o privados.

 

En ese incidente fue decisiva la actuación de FOSALUD al actuar con rapidez en la clasificación y estabilización de las personas afectadas.

 

 

Amigos y amigas

 

 

Mi gobierno reafirma su compromiso de continuar trabajando por el principio de inclusión y calidad en los servicios de salud.

 

Esta entrega de ambulancias es parte de los esfuerzos por el bienestar de la población.

 

En los últimos tres años, esto a algunos les golpea de que aun en la difícil situación que tiene el país, solo en el área social (salud, educación, programas para reducir la pobreza) hemos invertido la histórica cantidad de 7 mil millones de dólares.  Nunca en la historia se dio tanta atención a la parte social del país.

 

Estamos seguros que los equipos entregados a FOSALUD fortalecerán los servicios médicos y contribuirán a salvar muchas vidas.

 

Es por ello que pedimos la colaboración de todos en la vía pública para facilitar la circulación preferencial de las ambulancias.

 

Felicito a este gran equipo de FOSALUD por su valioso trabajo de llevar la atención medica de calidad a miles de compatriotas, con amabilidad y calidez, un sello que caracteriza al nuevo rostro de la salud pública en El Salvador.

 

Muchas gracias.