Print Friendly

El gobierno del presidente Salvador Sánchez Cerén buscará una solución para no dejar desamparadas a las familias de la comunidad El Espino que por orden judicial están siendo desalojadas de un terreno privado.

En este procedimiento el gobierno no tiene ninguna responsabilidad y la Policía Nacional Civil (PNC) ha mantenido su presencia en estricta atención a una orden judicial emanada como parte de un viejo litigio contra la comunidad de cortadores de café que habita estos terrenos de la finca El Espino.

A las familias afectadas les expresamos nuestra solidaridad, les ofrecemos acompañamiento y les aseguramos que trabajaremos en la búsqueda de una pronta solución en el marco de sus derechos.

San Salvador, 3 de junio de 2015.