Print Friendly, PDF & Email
  • El Salvador, es después de Costa Rica y Uruguay, el tercer país que más invierte en la juventud, alcanzando hasta un 22% de los recursos que el Gobierno destina al desarrollo social.

El indicador está consignado en el estudio “Gasto público social en juventud 2014-2016”, elaborado con metodología definida por el UNFPA (Fondo de Población de las Naciones Unidas), con el respaldo del INJUVE y SETEPLAN de El Salvador.

Este análisis en materia de juventud integra los datos de 7 países: Colombia, Paraguay, Costa Rica, República Dominicana, Uruguay, México y El Salvador.

Detalla que la inversión social en juventud en El Salvador representa un 3.7% del PIB, ubicándose en la tercera de siete posiciones, solo superado por Costa Rica (10.2%) y Uruguay (4%), países con larga trayectoria en desarrollo social.

Desde 2011, El Salvador muestra una tendencia creciente de inversión social en juventud, llegando a significar hasta el 22% de lo que se invierte en el área social, que es cerca del 50% del Presupuesto General de la Nación.

Otro importante hallazgo es que la mayoría de los recursos invertidos en la juventud provienen de fondos propios, es decir que mayoritariamente no se genera deuda.

Por ejemplo, en 2016, el 96% de la inversión pública social en juventud fue aportada por fuentes internas y únicamente 4% corresponde a préstamos y donaciones internacionales.

La apuesta del presidente Salvador Sánchez Cerén en los jóvenes salvadoreños se centra en las áreas de educación, salud y asistencia social.

También, por medio del programa de empleo y empleabilidad “Jóvenes con Todo”, se brinda formación integral vocacional y en temas psicosociales, así como pasantías a miles de bachilleres y estudiantes universitarios.

San Salvador, 23 de octubre de 2018