Print Friendly
  • El Gobierno del Presidente Salvador Sánchez Cerén, junto con miles de voluntarios, sigue intensificando el trabajo para llevar la luz del saber cada día a más personas, alcanzando a este momento 300 mil personas que aprendieron a leer y escribir y a realizar operaciones matemáticas básicas.

 

San Pedro Masahuat, en el departamento de La Paz, y Santa Catarina Masahuat, en Sonsonate, se convirtieron hoy en los territorios número 71 y 72, respectivamente, en ser declarados libres de analfabetismo, un paso más en la ruta para erradicar de El Salvador esta condición social.

 

Desde 2009 el índice de analfabetismo ha disminuido cerca de 8 puntos porcentuales, la más importante reducción en la historia del país, pasando del 17.97% al 10.14% de la población mayor de 15 años.

 

El viceministro de Educación, Francisco Castaneda, expresó en San Pedro Masahuat que «a medida que un pueblo se educa más, reconvierte su historia, lo hace más productivo, seguro, más respetuoso de las leyes, aprendemos a convivir a medida que nos educamos (…) estos son los verdaderos programas sociales, los verdaderos proyectos que transforman la vida».

 

«Por ello, necesitamos motivar a más salvadoreños para declarar a El Salvador libre de analfabetismo dentro de un año y eso será posible cuando nosotros comprendamos que, no solo estamos garantizando un derecho a la educación, sino también que estamos transformando la vida de nuestros hermanos que un día no tuvieron la oportunidad de educarse», agregó el funcionario.

 

En San Pedro Masahuat se alfabetizó a 1,896 personas mayores de 15 años de un total de 2,372 (según censo del Ministerio de Educación) que no tenían ningún grado escolar y por tanto no podían leer, escribir, ni realizar operaciones matemáticas básicas.

 

En Santa Catarina Masahuat las personas alfabetizadas fueron 1.654, alcanzando un nivel de alfabetización del 96.82%, con lo que se otorgó el reconocimiento de municipio libre de analfabetismo.

 

Las nobles labores de alfabetización son realizadas por el Ministerio de Educación, través del Programa Nacional de Alfabetización, con el apoyo de miles de voluntarios a nivel nacional.

 

Hasta este día El Salvador acumula 71 municipios libres de analfabetismo y la zona de El Trifinio, en Metapán, sumando 72 territorios en los que se ha elevado la bandera de la alfabetización.

 

«Por medio de este programa hemos logrado salir de cero hasta aprender el abecedario, hemos salido adelante y con la ayuda de nuestros alfabetizadores pudimos salir de ser analfabetos», explicó Ángela Alemán, una de las beneficiadas.

 

Por su parte, la voluntaria Luz de María Ortiz, dijo que la experiencia que le deja este programa es gratificante «porque pude compartir lo que yo sé con alguien que no lo sabe, además, me ayudó a acercarme mucho más a la gente, ya que en los tiempos de receso compartíamos experiencias, estoy muy contenta de haberlos ayudado y apoyado».

 

San Salvador, 21 de noviembre de 2017.