Print Friendly

El crédito por un monto de $170 millones servirá para la construcción de dos nuevos hospitales y para la ampliación de la cobertura en los diferentes niveles de atención con la construcción y equipamiento de unidades comunitarias de salud.

Boletín de prensa 2 – 07/04/2016
El gobierno de El Salvador suscribió un contrato de préstamos por $170 millones con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), que servirá para financiar el Programa Integrado de Salud II, mediante el cual se profundizará la reforma en el sistema sanitario del país iniciada en el 2009.

Con este programa “vamos a ampliar exitosamente, como ya lo hemos hecho en los últimos seis años, la cobertura, el acceso y la calidad de los servicios de salud a más salvadoreños y salvadoreñas”, destacó la ministra de salud, Violeta Menjívar, durante la firma del contrato.

El documento fue suscrito por el ministro de hacienda, Carlos Cáceres, y el representante del BID en El Salvador, Marco Nicola.

Este programa complementará las intervenciones realizadas durante la pasada administración, concluidas al inicio de la presente gestión, bajo el Programa Integrado de Salud I.

La ministra explicó que con estos fondos se pondrá en marcha la construcción de dos nuevos hospitales: un hospital de especialidades de primer nivel en San Salvador, con cobertura nacional, que contribuirá a aliviar la carga y mejorar el servicio que presta actualmente el principal nosocomio del país, el Hospital Nacional Rosales; y un hospital general que servirá para atender la demanda de la zona norte del departamento de San Salvador.

Detalló además que este financiamiento permitirá la intervención en todos los niveles de atención impulsados por la cartera que dirige, con la construcción de nuevas unidades comunitarias de salud básicas, unidades de salud intermedias y unidades de salud especializadas, además de la edificación de más casas de espera materna.

Indicó además que bajo este programa se creará una red de centros de referencia que permitirá un mayor nivel de prevención de las enfermedades crónicas.

“¿Qué va a significar esto?, esto es diagnóstico precoz delas enfermedades crónicas, ¿de qué estamos hablando?, del cáncer, de la enfermedad renal crónica, de la diabetes, de la obesidad”, aseguró.

Lo anterior se enmarca en un novedoso proyecto que pondrá en marcha el Ministerio de Salud, circunscrito bajo la visión de salud urbana, el cual contempla un trabajo de prevención de las enfermedades crónicas que incluyen acciones para fomentar mejor alimentación, hábitos deportivos, entre otras actividades preventivas, añadió la funcionaria.

“A través de este nuevo proyecto, el BID reitera su compromiso y le dice sí a la vida de los salvadoreños, ya que el fin último de esta iniciativa es mejorar los indicadores de la salud de la población de este país”, aseguró por su parte el representante del BID en El Salvador.

El contrato de préstamos será remitido por el gobierno a la Asamblea Legislativa, la cual le dará estudio para su eventual aprobación, que requerirá de mayoría calificada (56 votos de las diputadas y diputados).

“Esperamos que al igual de que el BID cree en los salvadoreños, los salvadoreños crean también con mucho sentido de urgencia en la necesidad de seguir invirtiendo en la vida y en el fortalecimiento de la salud y podamos contar en las próximas semanas con un sí unánime por parte de las señoras y señores diputados”, señaló el representante del BID.

San Salvador, 07 de abril de 2016.