Print Friendly
  • Con la llegada del primer Gobierno del Cambio se creó la Ley de Acceso a la Información Pública, una de las cuatro mejores del mundo, logrando a través de ella la tramitación de más de 57 mil requerimientos de información.

 

Desde el 2009, el tema de la transparencia se colocó en el más alto nivel gubernamental y se han realizado numerosos esfuerzos por lograr que la ciudadanía ejerza su papel fiscalizador en el trabajo que realizan las diferentes instituciones del Estado.

Así lo manifestó hoy el secretario de Participación Ciudadana, Transparencia y Anticorrupción, Marcos Rodríguez, quien expresó que desde la llegada del primer Gobierno del Cambio, en 2009, se expuso ante la palestra pública alrededor de 160 casos de supuesta corrupción los cuales fueron denunciados ante la Fiscalía General de la República.

“El país ha cambiado muchísimo, está cambiando, la institucionalidad está siendo cuestionada, discutida (…) en este sentido, la transparencia tiene que ver con la lucha contra la corrupción y también tiene que ver con la democracia, con la participación”, dijo el funcionario en la entrevista Gobierno Informa, transmitida por Canal 10 y Radio Nacional.

Agregó que en El Salvador, la transparencia ha trascendido del poder Ejecutivo y Legislativo, ya que la misma está “tocando las puertas” de otras instituciones, donde la ciudadanía está demandando rendición de cuentas.

“En El Salvador la transparencia no solo es para el gobierno y la Asamblea Legislativa, está tocando la puerta de iglesias católica, evangélicas, del poder Judicial, de empresarios. De lo que se trata es de que haya mayor control por parte de la sociedad, de las personas que ejercen poder, ese es todo el punto”, dijo.

Asimismo, aseguró que la Creación y aplicación de la Ley de Acceso a la Información Pública (LAIP) y del Instituto de Acceso a la Información Pública (IAIP), han permitido que el trabajo por la transparencia en el país sea reconocido internacionalmente.

“El Salvador todavía está en la franja de países medios, estamos peleando para mejorar, esto no cambia en tres, cuatro días, pero los indicadores en general son positivos, y está el reconocimiento, incluso por organizaciones muy críticas al gobierno como Transparencia Internacional”, informó.

Aseguró que desde el gobierno se realiza un decido trabajo para que el país no retroceda en los avances obtenidos en materia de transparencia y anticorrupción.

“El país no va a volver atrás, El Salvador tuvo, tiene y va a tener una institucionalidad más fuerte y no es solamente un mérito de este gobierno, es un mérito de toda la sociedad, que está tratando de interactuar para que el país mejore”, manifestó.

San Salvador, 28 de noviembre de 2015.