Print Friendly

Junto a la calidez de los sonsonatecos el presidente Salvador Sánchez Cerén proclamo este sábado 19 de diciembre su decisión de continuar recorriendo el país junto a sus ministros para seguir haciendo un gobierno cercano a la gente, como prometió la memorable mañana del 1 de junio de 2014, cuando inició su mandato.

Voy a seguir ese camino de un gobierno cercano a la gente, que abra los espacios a la participación (ciudadana), que trabaje con mucha responsabilidad y sea transparente, afirmó, y una multitud reunida en el parque central de la ciudad de Sonsonate estalló en aplausos.

El anuncio del líder de la nación tuvo precisamente como escenario dos de sus programas insignias de participación y acercamiento de las autoridades a la población: El Festival del Buen Vivir y Gobernando con la Gente.

Ya parece distante en el tiempo otro sábado, el 28 de junio de 2014, cuando el estadista, su esposa, Margarita Villalta de Sánchez, y varios ministros entraron a la comunidad capitalina Las Palmas para el primer Gobernando con la Gente.

“Este ejercicio no solo es para trasladarles información a ustedes, sino que el país tiene que ir teniendo una nueva forma de gobernarse y esa nueva forma de gobernarse tiene que ser dándole participación a la ciudadanía. Sin la participación de la ciudadanía no vamos a poder emprender los grandes retos”, afirmó entonces.

“Vamos a poner en marcha un programa de participación social, de diálogo permanente con las comunidades, de diálogo permanente con la gente, de diálogo permanente para no sólo escuchar… porque no es solo venir a platicar por platicar, es integrarlos, pero además cumplirles”, agregó.

En Sonsonate tuvo lugar la 31 ocasión que ambos programas se celebran y el presidente Sánchez Cerén informó que continuarán, en un esfuerzo por recorrer todo El Salvador.

Recordó que el Festival del Buen Vivir, cuya realización es dirigida por la Primera Dama, es un espacio en el cual participan las instituciones gubernamentales y se ofrece atención médica y medicamentos gratuitos, entre otros servicios, con una labor voluntaria de las personas.

El Presidente recordó que el voluntariado, además de una forma de servir, refuerza otros valores del ser humano como la solidaridad, la amistad, la tolerancia y la vocación de ayudar a los demás. “Ese es el programa del Buen Vivir”, subrayó.

Otro de los programas presidenciales insignias y que fomentan la participación ciudadana es Casa Abierta, cuyo escenario es la antigua residencia de los gobernantes del país.

El estadista relató que su esposa Margarita decidió continuar viviendo en la casita familiar en la capital y convertir la gran mansión de la colonia Escalón en un centro de cultura donde están expuestas las obras de los mejores pintores salvadoreños.

Allí han llegado niñas y niños, jóvenes, personas adultas, personas con discapacidad y mujeres emprendedoras. Allí han participado una cantidad de sectores y lo que hacemos es que ellos van a exponer todos los éxitos y esfuerzo para salir adelante, dijo el Presidente.

Mi filosofía y la filosofía de mi gobierno es trabajar por el Buen Vivir de las personas, por alcanzar la máxima felicidad de las personas, expresó.

Son principios que le han acompañado a lo largo de su vida. Muchos antes de iniciar la campaña electoral hacia las elecciones de febrero de 2014, en un libro de 2012, El país que quiero, escribió:

“El Buen Vivir es una manera de ver la vida, de vivirla en comunidad… una nueva buena que nos promete una vida mejor. Nos dice que es posible una vida en sociedad presidida por la igualdad, la fraternidad y la libertad, y que sí es posible una relación de los seres humanos con la naturaleza en armonía”.

Este sábado 19 el Presidente Sánchez Cerén ratificó que continuará gobernando con la gente para el buen vivir de todos.

Sonsonate, 19 de diciembre de 2015