Print Friendly

El presidente Salvador Sánchez Cerén entregó este día 77 títulos de propiedad a familias de la comunidad Monseñor Romero, en Tonacatepeque, con las cuales suman 4,617 las escrituras entregadas en todo el país durante su primer año de gobierno.

“Esta entrega de escrituras es un verdadero acto de justicia social, la restitución de una deuda histórica, de un derecho que es de ustedes desde siempre. Una vez más, el sueño de muchas familias salvadoreñas se hace realidad”, expresó el mandatario en el acto.

Agregó que los títulos de propiedad entregados “corresponden a la gran tarea de construir un país más justo y equitativo”, y que la perseverancia y lucha de las comunidades por lograr certeza jurídica para sus propiedades inspira al gobierno a  “seguir trabajando por el país que queremos: El Salvador productivo, educado y seguro”.

“Sé que han sido más de 10 años de incertidumbre, esperando tener la seguridad jurídica de su terreno. Pero la espera terminó, gracias al arduo trabajo realizado por nuestro gobierno, a través del ISTA, ahora tendrán en sus manos el documento que los acredita como dueños”, manifestó.

El mandatario informó que durante su primer año  de gestión,  el Ejecutivo por medio del Instituto Salvadoreño de Transformación Agraria (ISTA) ha entregado un total de 4,617 escrituras de propiedad en todo el país, beneficiando a  2,351 mujeres campesinas y 2,266 hombres.

“Nunca me cansaré de trabajar en apoyo a las familias campesinas, a los hombres y mujeres que garantizan la seguridad alimentaria y nutricional de nuestro país. Este gobierno está con ustedes, dispuesto a brindarles todo el apoyo necesario”, manifestó.

En su discurso, el gobernante destacó el apoyo que realizó el ISTA a favor de la educación, con la donación de 10 inmuebles ubicados en los departamentos de Ahuachapán, La Paz y San Miguel, los cuales serán utilizados para ampliar la infraestructura escolar y la construcción de nuevos centros educativos.

“Con este apoyo muchos niños, niñas y jóvenes de nuestro país podrán acceder a la enseñanza básica, actividades artísticas y deportivas. También contribuirá a mejorar el ambiente escolar y las condiciones para los procesos de enseñanza y aprendizaje”, dijo.

Agregó que esta acción es parte de la visión de trabajo integral que promueve el Ejecutivo, donde todas las instituciones del gobierno articulan esfuerzos para alcanzar las metas propuestas, especialmente aquellas relacionadas a la niñez y la juventud salvadoreña.
San Salvador, 14 de mayo de 2015.