Print Friendly

El Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) junto al Banco de Fomento Agropecuario (BFA) ha puesto a disposición de los agricultores una nueva línea de crédito con la que el gobierno pretende impulsar la agricultura orgánica a nivel nacional.

Este tipo de agricultura busca utilizar al máximo los recursos de las fincas, dándole énfasis a la fertilidad del suelo, la actividad biológica, minimizar el uso de los recursos no renovables y de fertilizantes y plaguicidas sintéticos, para proteger el medio ambiente y la salud humana.

Con esta medida el gobierno busca colocar a El Salvador a la vanguardia de la tecnología productiva, dado que la agricultura orgánica involucra mucho más que el no uso de agroquímicos, a lo que se debe agregar que en Centroamérica se está produciendo una gran variedad de productos agrícolas orgánicos para exportación.

En esa tendencia, el gobierno apuesta por el financiamiento estatal a través del BFA en busca de apoyar financieramente a los pequeños y medianos productores de hortalizas y granos básicos que quieren trabajar bajo el nuevo modelo de producción.

Para el ministro de Agricultura y Ganadería, Orestes Ortez, el lanzamiento de la nueva línea crediticia significa para los agricultores “cultivar productos sanos, que contribuyan a la salud de los salvadoreños y en armonía con el medio ambiente”.

La línea de crédito está focalizada en los cultivos de maíz, frijol, sorgo, arroz y hortalizas que se desarrollen cumpliendo las normas establecidas en un paquete tecnológico. Los créditos serán facilitados por el BFA, a una tasa de interés anual del 4%, para créditos de hasta $3 mil dólares. Montos superiores a $3 mil dólares, se concederán a una tasa del 9% de interés.

Durante el lanzamiento de la nueva línea financiera también se firmó un convenio de cooperación y asistencia técnica entre el BFA y el Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA), en donde el CENTA se convierte en la entidad oficial pre-calificadora y encargada de certificar, gratis, los cultivos orgánicos.

El CENTA, además de la certificación, ofrecerá asistencia técnica a los productores que lo soliciten.

El convenio fue firmado por la presidenta del BFA, Ana Lilian Vega Trejo; el director ejecutivo del CENTA, Alirio Edmundo Mendoza, y el ministro de Agricultura y Ganadería, Orestes Ortez, en calidad de testigo de honor.