Print Friendly

El gobierno de la República proyecta realizar millonarias inversiones a lo largo de 2015 en distintas obras públicas que contribuirán a la estrategia de desarrollo del país, informó hoy el ministro de Obras Públicas, Gerson Martínez.

Para 2015 “tenemos en gestión y proyectados $621 millones de inversión que están en procesos de gestión o ya gestionados”, aseguró el funcionario en el espacio de entrevistas El Salvador Ahora, transmitido por Canal 10.

“Esto seguramente va ser mucho más alto porque dentro de la planificación estratégica del ministerio, hay otra batería de proyectos y de programas que todavía no tienen financiamiento”, añadió.

Algunas de las obras que el titular de Obras Públicas destacó son las de mejoramiento de la carretera hacia el Puerto de La Libertad y de renovación de dos puentes binacionales (en la frontera con Guatemala, al occidente del país), que contarán con el financiamiento del Fondo de Yucatán.

También se refirió a los proyectos que se ejecutarán con el FOMILENIO II, específicamente la creación de una ruta logística que conectará el Puerto de la Unión Centroamericana con El Amatillo, frontera con Honduras, y la ampliación a cuatro carriles de la autopista que conecta el Aeropuerto Internacional Monseñor Oscar Arnulfo Romero con el municipio de Zacatecoluca.

Esta última obra, agregó, será completada con la ampliación de la carretera de San Vicente hasta el Río Lempa, gracias a un financiamiento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) cuya ratificación aún está pendiente en la Asamblea Legislativa.

“Todo esto es parte de un plan maestro, está encadenado, es como un lego, si en la Asamblea algún partido bloquea esto, está bloqueando al país, porque el proyecto de desarrollo del país es un solo”, señaló el Ministro, que también abogó por la ratificación de otro préstamo pendiente desde hace 6 meses en la Asamblea para financiar el baipás de San Miguel.

Estas obras, aseguró el funcionario, contribuirán a disminuir los costos logísticos para el comercio, permitiendo una disminución en los precios de los productos que beneficiará a la familia salvadoreña.

San Salvador, 06 de enero de 2015.