Print Friendly, PDF & Email
  • El jefe de Estado recibió el informe de monitoreo de la implementación del plan de manos del Consejo de Seguridad. Destacan buenos resultados en las metas de corto plazo como la disminución de homicidios y las acciones de prevención.

El presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, destacó los resultados positivos que ha dejado la implementación del Plan El Salvador Seguro (PESS) en los últimos dos años, dados a conocer este miércoles a través de un informe de monitoreo presentado al gobernante por el Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana y Convivencia (CNSCC).

El jefe de Estado señaló que, a la luz de este informe, es necesario darle sostenibilidad a la estrategia, al tiempo que advirtió la necesidad de encarar juntos los retos que también revela el informe.

“Este monitoreo es importante, porque no solo detecta lo que hemos avanzado, sino lo grandes desafíos que tenemos, porque el Plan El Salvador Seguro es una política púbica y tenemos que darle sostenibilidad”, aseguró el presidente tras haber recibido el informe, en un acto realizado en Casa Presidencial.

El documento elaborado por el CNSCC brinda datos de 80 indicadores de las 124 acciones planteadas por el PESS, con información que servirá para realizar recomendaciones y ajustes a la estrategia, que se implementa en 50 municipios priorizados.

Dentro de los resultados del informe destacan logros como la cantidad de personas atendidas mediante las distintas acciones en materia de prevención implementadas a través del PESS, pasando de 153,175 en 2015 a 175,000 en 2017. Asimismo, se consiguió reducir el número de adolescentes y jóvenes en conflicto con la ley, en un promedio del 30%.

Respecto al eje de control y persecución del delito, destaca la disminución experimentada en la comisión de delitos como el homicidio (de 5,536 en 2015 a 3,026 en 2017), amenazas (de 11,413 denuncias en 2015 a 6,249 en 2017) y extorsiones (de 2,242 denuncias en 2015 a 1,607 en 2017).

“Celebramos los logros registrados en la implementación del Plan El Salvador Seguro. El informe presentado nos demuestra que la ruta correcta para hacer de El Salvador un país más seguro radica en un abordaje integral y consensuado”, destacó el presidente.

El gobernante también pidió a la Asamblea Legislativa poner atención a los resultados obtenidos con la implementación de plan, subrayando la importancia que tiene para su sostenibilidad la aprobación de fondos.

“Yo creo que en la Asamblea Legislativa tenemos que hacer más consciencia de lo que requiere invertir en la prevención”, aseguró el dignatario.

“Tenemos ahí [en la Asamblea] $13 millones que están parados, todos van para la prevención, van para el programa Jóvenes con Todo, para darle oportunidad a los jóvenes, va para la parte de atención a las víctimas, son recursos que ahí están, que se lograron a través de la implementación de la contribución especial para la seguridad”, lamentó.

Destacó también los resultados positivos arrojados en el informe en materia de rehabilitación y promoción de los lugares públicos para convertirlos en verdaderos espacios comunitarios; asimismo, reconoció que han dado buenos resultados las acciones dirigidas al control penitenciario y los programas de rehabilitación.

“El Plan ha sido fundamental para fortalecer los controles internos y externos de la actividad policial. Hemos reafirmado el respeto de los mandatos constitucionales para garantizar el accionar siempre dentro del marco de los derechos humanos”, agregó el presidente.

“Recibo este documento con mucho compromiso y con la satisfacción de que estamos avanzando por la ruta correcta”, dijo.

“Continuaremos trabajando con toda la disposición y voluntad, guiados siempre por la misión de hacer de este país un lugar más productivo, educado y seguro”, concluyó.

San Salvador, 25 de julio de 2018.