Print Friendly
  • El gobernante saludó al pueblo nicaragüense por conmemorar un año más de una revolución que calificó de ejemplar. Destacó además la importancia del XXIII Encuentro del Foro de Sao Paulo, también realizado en la capital nicaragüense, para la unión de la lucha de los pueblos latinoamericanos.

El Presidente Salvador Sánchez Cerén se unió al pueblo y gobierno de la República de Nicaragua en los actos de conmemoración del 38° aniversario de la Revolución Sandinista, realizados en la Plaza de la Revolución, en la capital nicaragüense, junto a jefes de Estado y líderes de la región Latinoamericana.

 

“El Salvador y Nicaragua estamos unidos por una historia común, una historia de lucha, una historia de sacrificios, una historia que ha costado vidas pero que también ha construido felicidad”, aseguró el gobernante durante su intervención en el acto central, frente a miles de personas.

 

“Farabundo Martí junto a César Sandino son héroes entrañables de la lucha centroamericana y de respeto de la independencia de nuestros pueblos”, añadió, en referencia a los dos líderes históricos de la lucha social en El Salvador y Nicaragua.

 

El Presidente también brindó un saludo a su homólogo nicaragüense, Daniel Ortega, y a la Vicepresidenta Rosario Murillo, destacando su liderazgo en el proceso de desarrollo que atraviesa el hermano país.

 

“Ellos conducen este proceso y reafirman en esta plaza que la Revolución Sandinista continua adelante construyendo paz, construyendo proceso, construyendo felicidad”, dijo.

 

Durante el acto también estuvieron presentes el Presidente de Bolivia Evo Morales, el Vicepresidente de Cuba, Mario Díaz-Canel; el canciller salvadoreño, Hugo Martínez; la canciller de Ecuador, María Fernanda Espinosa; así como delegados de otros gobiernos, partidos políticos y movimientos sociales de la región.

 

El jefe de Estado salvadoreño destacó la apertura que el proceso democrático en Nicaragua ha dado a los jóvenes, las mujeres y los trabajadores, para que sean actores decisivos en la construcción de un mejor país.

 

“Juntos gobierno, pueblo y el Frente Sandinista de Liberación Nacional son un ejemplo para América Latina y para el mundo”, manifestó.

El gobernante también subrayó la importancia del desarrollo del XXIII Encuentro del Foro de Sao Paulo, que tuvo lugar esta semana en Managua, destacando que este foro, que reúne a los partidos de izquierda latinoamericanos, es fundamental para la unidad de la lucha de los pueblos en la región.

 

“El Foro de Sao Paulo, a lo largo de sus 23 años, ha sido un espacio de reflexión, ha sido un espacio para celebrar los triunfos y para analizar autocríticamente los avances y los retrocesos, pero también es la unidad de voluntades, de lucha permanente”, dijo.

 

“Ahora se ha reafirmado que necesitamos una Latinoamérica unida, una Latinoamérica solidaria pero también necesitamos una América Latina integrada como región”, añadió.

 

 

San Salvador 19 de julio de 2017.