Print Friendly
  • Durante su participación en el XXII foro de Sao Paulo, el jefe de Estado invitó a las delegaciones de todo el mundo a fortalecer la unidad de los países de la región para enfrentar los ataques de grupos que buscan someter a los pueblos y usar al Estado para su propio beneficio.

 

El presidente de la república, Salvador Sánchez Cerén, hizo un decidido llamado a fortalecer el poder popular en América Latina para dar continuidad a los cambios impulsados por los gobiernos progresistas en favor del desarrollo económico y social de los pueblos, durante su participación en el XXII Foro de Sao Paulo, cuya sede este año es El Salvador.

 

“Este foro debe de ser de unidad, de construcción del poder popular y los invito a todos, a nuestro partido, a hacer un baluarte como lo hemos sido siempre. Tenemos una larga trayectoria de lucha, atravesamos la lucha revolucionaria, social y política, y siempre estuvimos adelante porque nos unimos y vinculamos al pueblo”, dijo el jefe de Estado.

 

En su discurso, el mandatario denunció las prácticas ejercidas por grupos oligárquicos en países gobernados por partidos de izquierda, ya que considera que estas buscan poner al Estado en función de sus propios beneficios, desunir a las naciones y someter a sus pueblos.

 

En este sentido se solidarizó con la presidenta de Brasil y el gobierno y pueblo venezolano.

 

“Nosotros somos solidarios con la presidenta Dilma de Brasil, sabemos que el pueblo va a restablecerla en el poder, y estamos en pie de lucha en defensa de la revolución bolivariana, en defensa del legado del presidente Hugo Chávez que le ha dado continuidad Nicolás Maduro”, precisó.

 

El mandatario se congratuló por el restablecimiento de relaciones diplomáticas entre los gobiernos de Cuba y Estados Unidos, y reiteró la necesidad de que el país norteamericano levante el bloqueo histórico que enfrenta el país caribeño.

 

Asimismo, criticó las acciones emprendidas en El Salvador por sectores afiliados a grupos oligárquicos, las cuales aseguró pretenden desestabilizar al gobierno y frenar las iniciativas que este implementa en favor de las familias salvadoreñas.

 

“Nadie puede detener a un pueblo que ha decido avanzar en libertad. Y nuestra izquierda que estamos comprometidos con el desarrollo y progreso no nos vamos a doblegar de seguir trabajando por la eliminación del hambre, y no detendrán la aspiración de nuestros pueblos a tener educación, vivienda, seguridad y una economía incluyente”, manifestó.

 

El jefe de Estado reiteró a las delegaciones participantes en este foro la necesidad de mantenerse unidos para enfrentar con éxito “la ofensiva del imperio de las burguesías locales por tratar de detener el avance de la izquierda”.

 

“Les animo a que continuemos con el optimismo que siempre ha caracterizado a los pueblos de América Latina. Hoy más que nunca tenemos condiciones, le hemos demostrado al mundo y al pueblo lo que pueden construir los gobierno de izquierda, lo que pueden llevar adelante por el bienestar, la justicia social y el beneficio de nuestros pueblos”, dijo.

 

Expresó con contundencia que “no nos vamos a doblegar, seguiremos trabajando por la eliminación del hambre y no detendrán las aspiraciones de nuestro pueblo a tener educación, salud, vivienda, seguridad y una economía incluyente”.

 

“Lo que la derecha no tolera es que los gobiernos de izquierda trabajemos por reducir la brecha de la desigualdad y lograr justicia social, no soportan constatar el desarrollo que los pueblos de América Latina han alcanzado”, dijo el jefe de Estado.

 

Para el presidente Sánchez Cerén “es importante dimensionar las históricas conquistas alcanzadas en las luchas de nuestro pueblo, que han permitido ahora a América Latina y el Caribe y a todo el mundo ser una región más integrada, zona de paz, fraterna y con voz propia”.

 

“Los retos solo podemos resolverlos en la medida que hagamos realidad que somos un gobierno enraizado en el pueblo salvadoreño, es la única forma de salir adelante, construir ese poder popular, que haga indetenible nuestras luchas. Pero para ello debemos unirnos, debemos estar unidos siempre”, dijo el mandatario salvadoreño entre aplausos.

 

En el Foro de Sao Paulo participan más de 500 delegados internacionales, de partidos progresistas de izquierda de las diferentes países del mundo, como Vietnam, Brasil, Honduras, República Dominicana, México, Bolivia, Venezuela, Colombia, Ecuador, Perú, Brasil, entre otros, sumando naciones de Europa.

 

San Salvador, 25 de junio de 2015.