Print Friendly, PDF & Email
  • Los graduados cumplieron con éxito el proceso de estudio  en los centros de formación de esta institución castrense, que además de velar por la defensa nacional, colabora en tareas de prevención y combate a la criminalidad en el país.

El Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, asistió hoy a la ceremonia de graduación de 96 cadetes de los centros de formación militar de la Fuerza Armada de El Salvador, espacio en el que reiteró la confianza de su gobierno y del pueblo salvadoreño al trabajo realizado por esta institución en la tarea de la defensa nacional y la seguridad del país.

 

Los graduados concluyeron exitosamente un proceso formativo reconocido por su rigor y calidad en la Escuela Militar Capitán General Gerardo Barrios, el Centro de Educación e Instrucción Militar Aeronáutico y el Centro de Instrucción Naval.

 

“Ustedes tomaron una buena decisión al elegir a la Fuerza Armada de El Salvador para hacer su carrera profesional, pues se trata de una de las instituciones más queridas y respetadas por el pueblo”, dijo el gobernante.

 

Manifestó que la ciudadanía ha manifestado a la FAES su confianza y al mismo tiempo le demanda fidelidad al cumplimiento de su misión constitucional.

 

Aseguró que esta institución  ha mantenido en alto la defensa de la soberanía y la integridad territorial del país, a la vez que  ha demostrado su firme compromiso de garantizar la paz, la tranquilidad y la seguridad pública.

 

En su mensaje, felicitó a la Fuerza Armada por la “constante modernización y perfeccionamiento de su sistema educativo, así como por incorporar a la mujer a las tareas de la defensa de la patria y la institucionalidad democrática”.

 

Indicó que después de los Acuerdos de Paz, la FAES  se refundó y se fortaleció con su compromiso permanente de respeto a los derechos humanos, y de acompañar al pueblo en la construcción de un mejor país.

 

“Es meritoria la cooperación de esta institución con la Policía Nacional Civil en los esfuerzos por garantizar la seguridad ciudadana y en el combate al narcotráfico”, remarcó.

 

Informó que los decomisos de drogas en los últimos años han alcanzado más de 6 mil kilogramos de cocaína, por un precio superior a los 665 millones de dólares en los mercados ilegales de este criminal contrabando.

 

El estadista calificó de “loable” la participación de los efectivos militares en las Misiones de Paz de la ONU en Mali, Líbano, Sudán, Sahara, Sudán del Sur y el Congo.

 

“Reafirmo mi compromiso como Presidente de la República y Comandante en Jefe de la Fuerza Armada con esta histórica institución, vital para la defensa de los más nobles anhelos de paz, soberanía, justicia y prosperidad del pueblo salvadoreño”.

 

San Salvador, 28 de noviembre de 2018.