Print Friendly

El presidente Salvador Sánchez Cerén confirmó hoy que se reunirá el próximo viernes en Estados Unidos con el presidente Barack Obama para conversar sobre la problemática de niñas, niños y adolescentes que viajan sin acompañantes y de manera irregular a ese país.

Al encuentro también han sido convocados los mandatarios de Guatemala, Otto Pérez Molina, y de Honduras, Juan Orlando Hernández, con quienes el gobierno salvadoreño ha estado trabajando de manera conjunta para abordar este fenómeno.

El mandatario salvadoreño informó que la reunión ha sido programada en la Casa Blanca, en Washington, la tarde del viernes, luego de un almuerzo al que han sido invitados por el vicepresidente de Estados Unidos, Joseph Biden, para conocer la postura de ese país respecto al tema.

El presidente recordó, en declaraciones dadas en rueda de prensa, que su gobierno ha tomado acciones desde el momento en que se conoció la dimensión de la problemática, sosteniendo reuniones de primer nivel con funcionarios de Estados Unidos, Guatemala y Honduras.

Explicó que a raíz de esos encuentros se han acordado al menos tres puntos sobre el tema, siendo el primero el inicio de campañas en los países de origen de las niñas, niños y adolescentes para disuadirles a ellos y sus familias de realizar el viaje a EE.UU. de manera irregular.

“Nosotros estamos desarrollando actualmente una campaña en El Salvador y esa campaña la vamos a continuar, en Guatemala están desarrollando también esa campaña,  también en Honduras”, declaró el gobernante.

“El siguiente tema en que nos pusimos  de acuerdo es que esto tiene que basarse  también en los derechos del niño  y el interés superior del niño, tiene que basarse en esa posición”, añadió, al asegurar que el tercer acuerdo fue aceptar la corresponsabilidad en el origen de esta temática.

“En base a esa corresponsabilidad nosotros pedíamos apoyo a  Estados Unidos a que nos ayudara a erradicar las causas, en recursos para combatir el tema de  la inseguridad y la delincuencia, recursos para que aquellos niños que lleguen (a sus países de origen) puedan tener becas, puedan tener programas de emprendedurismo, puedan tener oportunidades de empleo y también que nos ayudaran en todo el tema que tiene que ver con la parte del desarrollo  económico y social del país”, subrayó el gobernante.

San Salvador, 22 de julio de 2014.