Print Friendly
  • Actualmente esta institución castrense  mantiene una lucha firme en defensa de la paz, la tranquilidad y la seguridad, apoyando en tareas que impulsa el gobierno para combatir la criminalidad y rescatar los territorios asediados por la violencia.

El presidente de la república, Salvador Sánchez Cerén, participó este día en la ceremonia de conmemoración del 192° aniversario de fundación de la Fuerza Armada de El Salvador (FAES) y el Día del Soldado Salvadoreño, espacio en el que destacó la “encomiable labor” que realiza la institución en beneficio de la seguridad ciudadana y la búsqueda de la paz social.

 

En su discurso, el mandatario manifestó que la FAES ha sabido actualizarse a los tiempos que el país va enfrentado, desempeñando un papel fundamental en apoyo a la Policía Nacional Civil (PNC) en su tarea de velar por la seguridad ciudadana.
“Nuestros elementos militares se han desplegado en los 262 municipios del país apoyando tareas de seguridad junto a la PNC. Son 9.600 efectivos brindando tranquilidad y confianza a nuestro pueblo”, dijo el mandatario durante la ceremonia que tuvo lugar en la Escuela Militar “Capitán General Gerardo Barrios”.
Explicó que “al control del territorio se suma la seguridad que estamos ofreciendo en los centros penitenciarios. Con la Declaratoria de Emergencia de los centros penales, que garantiza un estricto control, registro, traslados y corte de comunicaciones, la Fuerza Armada realiza operaciones de seguridad  dentro de los penales  y sus alrededores”.
Asimismo, aseguró que la FAES trabaja junto a otras instituciones del Estado en los proyectos de Centros de Reclusión Temporal, que tendrán una capacidad para  tres mil privados de libertad en Mariona, Izalco y Zacatecoluca.
“El reciente lanzamiento de la Fuerza Especial de Reacción El Salvador es una de las acciones más relevantes que hemos dado en el combate contra la inseguridad. Con respeto a las leyes y a los derechos humanos, estamos desarticulando estructuras criminales y restableciendo la confianza y seguridad en las comunidades”, dijo.
Informó que  actualmente está en proceso la incorporación de mil  reservistas del ejército a tareas de seguridad ciudadana, y destacó a su vez  el importante trabajo que ejecuta el Grupo Conjunto Cuscatlán contra la narcoactividad.
“Nuestros elementos militares han dado muestra de valor y entrega para proteger a la ciudadanía. Hoy más que nunca, no nos vamos a detener en esta misión de hacer de El Salvador un país más seguro”, enfatizó.

 

Acotó que los “repudiables  golpes” de las bandas asesinas no doblegarán los esfuerzos del gobierno en el combate contra los criminales que atentan contra la tranquilidad de las familias  y tratan de desestabilizar la paz del país.
“Seguiremos en pie de lucha de la mano de la justicia, por la memoria de nuestros valerosos héroes caídos. En nombre de mi Gobierno y el pueblo salvadoreño, expreso las más sinceras condolencias a los familiares de todos los héroes que han entregado la vida en el cumplimiento de su deber de contribuir a la tranquilidad y seguridad de nuestro pueblo”, expresó.
“Como presidente de la república y comandante general de la Fuerza Armada me siento orgulloso de saber que el pueblo salvadoreño cuenta con una institución castrense profesional, cercana a la ciudadanía, lista para responder a las necesidades; esto debe motivarnos a dar lo mejor de nosotros para poner en alto nuestra misión”, dijo el gobernante.

 

Como parte de la conmemoración, 16 señoritas cadetes y 99 caballeros cadetes de primer año de la Escuela Militar realizaron su juramento frente al Pabellón Nacional, mientras que se condecoró con la Estrella al Mérito a 38 oficiales, suboficiales y personal de tropa por ser los mejores evaluados durante el año 2015 y por actos distinguidos en tareas de seguridad pública.

 

San Salvador, 7 de mayo  de 2016.