Print Friendly, PDF & Email
  • El jefe de Estado convocó a su Consejo de Ministros para analizar las acciones que se realizan con el fin de solucionar en el corto plazo el desabastecimiento ocasionado por un hecho vandálico. La ANDA ya implementa medidas contingenciales mientras se avanza en la reparación de los daños ocasionados a una tubería que alimenta la red metropolitana.

El Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, convocó de forma urgente a una reunión del Consejo de Ministros para evaluar las acciones que se realizan con el objetivo de garantizar el normal abastecimiento del agua en varias zonas del Área Metropolitana de San Salvador (AMSS), luego que el suministro se suspendiera a causa de un hecho de vandalismo.

El gobernante detalló que desde el primero momento en que se alertó del hecho ha estado en contacto directo con el presidente de la Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados (ANDA), Felipe Rivas, para evaluar la situación, ante la cual la autónoma puso inmediatamente manos a la obra para reestablecer el suministro.

“Considero importante de que el Consejo de Ministros tome algunas medidas en lo que falta para superar la crisis, que pongamos a disposición recursos del gobierno central a la presidencia de la ANDA para que pueda acelerar este proceso”, afirmó el Presidente Sánchez Cerén al iniciar la reunión con sus funcionarios.

Dentro de las medidas que se analizan está poner a disposición de la ANDA vehículos de otras instituciones para suministrar agua a las comunidades afectadas, así como autorizar a la autónoma de recursos adicionales, a los que ya ejecuta, para atender esta emergencia.

De igual manera, informó que otra medida que se contempla es la designación de algunos funcionarios para trabajar permanentemente junto al presidente de la ANDA con el fin de garantizar eficiencia en las acciones que se ejecutan.

El presidente de ANDA, por su parte, detalló que desde el pasado lunes equipos de la institución llegaron al lugar para evaluar los daños e iniciar con los trabajos de reparación.

Indicó que este hecho afectó a una tubería central, ubicada en Nejapa, cuando sujetos desconocidos intentaron robar parte de la infraestructura metálica que sostenía el conducto, por lo cual este cedió provocando el desabastecimiento.

Añadió que las reparaciones ya están en ejecución, al tiempo que se han puesto en marcha las primeras medidas para suministrar agua a las comunidades a través de vehículos cisterna.

“Hemos atendido prioritariamente unidades de salud, centros de educativos y centros comunitarios que están en desventaja en estos sectores [afectados]”, dijo el presidente de la ANDA, quien añadió que 18 camiones cisternas se habían estado desplazando hasta ayer en las zonas afectadas; a partir de este miércoles, agregó, 31 camiones están trabajando para llevar el agua a esos lugares.

El funcionario explicó que, si bien la reparación de la infraestructura dañada se prevé para las próximas horas, el restablecimiento del suministro todavía demorará un par de días, tiempo en el cual se acumularía la presión necesaria para hacer llegar el agua hasta las comunidades, por lo que destacó la relevancia del encuentro convocado este miércoles.

“Es un daño causado a la población, el cual se le ha pedido a la Fiscalía General de la República que se investigue, y también se le ha pedido apoyo a la Policía Nacional Civil para que esté permanentemente dando seguridad a todos los trabajaos que se realizan en el sistema”, informó el Presidente Sánchez Cerén.

San Salvador, 4 de julio de 2018.