Print Friendly

El secretario de Comunicaciones de la Presidencia, Eugenio Chicas, afirmó hoy que el gobierno está trabajando para garantizar la más irrestricta libertad de expresión y de prensa a través de una política de puertas abiertas con los distintos sectores que componen el sistema de medios de comunicación.

“El gobierno del presidente Salvador Sánchez Cerén aboga, trabaja, por la más irrestricta libertad de expresión y libertad de prensa. En nuestro país no tenemos ninguna herramienta legal para amordazar o frenar a ninguna medio de comunicación, no proponemos ninguna iniciativa reglamentaria o legal para hacer ese cometido”, expresó el funcionario esta mañana en una entrevista en la radio 102.9.

Añadió que El Salvador en materia de comunicaciones es muy democrático y plural, y el presidente tiene muy claro que “la libertad de expresión no solo es para unos, es para todos”.

En ese sentido, dijo también que el gobernante ha hecho un llamado a la responsabilidad  social de los medios de comunicación en la cobertura noticiosa, principalmente en lo referido a las imágenes de violencia que publican algunas empresas periodísticas.

En materia de seguridad, “todos podemos contribuir: el gobierno, el Estado, cumpliendo la función de reprimir el delito, de generar mecanismos que permitan la reinserción, la prevención, la atención de las víctimas, el fortalecimiento del Estado, porque esas son funciones del gobierno, del Ejecutivo. Y por otro, lo medios de comunicación contribuyen también en el esfuerzo de esperanza, de fe, de motivación por una sociedad mejor, por un mundo mejor”, enfatizó el funcionario.

 

Remarcó que el gobierno considera que en la cobertura de la violencia se debe evitar la publicación de imágenes fuertes, en algunos casos grotescas, que no abonan en el proceso de solución del problema de inseguridad y que, por el contrario, generan desde el vicio periodístico del sensacionalismo estados de preocupación y ansiedad en la población.

 

Ejemplificó con una iniciativa de varios medios de comunicación privados, quienes en 2006 acordaron hacer un manejo diferente de la violencia: “Fue una muy buena contribución en circunstancias muy parecidas a las de hoy, eran las mismas pandillas, eran víctimas de la población y los medios se pusieron de acuerdo en cómo cubrir”.

 

Enfatizó que por mandato presidencial está enfocado en mantener una política de puertas abiertas con todos los medios de comunicación, por lo que desde su nombramiento el pasado 15 de abril ha sostenido reuniones con diferentes medios de comunicación.

 

“Hemos estado hablando con los dueños de medios de comunicación, y no solo con los grandes, sino también con los medianos, con los pequeños”, expresó, al anunciar que muy pronto se reunirá además con los medios de comunicación religiosos.

 

San Salvador, 29 de abril de 2015.