Print Friendly

El presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, expresó hoy su optimismo por el impulso dado al Plan de la Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte durante las reuniones de trabajo que sostuvo, junto a sus homólogos de Guatemala y Honduras, con el vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden.

“Nos sentimos muy optimistas porque hemos definido bien esos mecanismos (…) Estados Unidos ve el compromiso que existe en la región, de los tres gobiernos, la voluntad política para hacer esa transformación en la región”, dijo el mandatario en una conferencia de prensa en la que brindó un informe sobre el trabajo para implementar muy pronto este plan de desarrollo.

En la conferencia acompañaron al presidente el secretario de Gobernabilidad y Comunicaciones, Hato Hasbún, el secretario Técnico y de Planificación, Roberto Lorenzana, y el ministro de Relaciones Exteriores, Hugo Martínez.

El jefe de gobierno detalló que en el encuentro se avanzó en la estrategia de implementación del plan, fijando fechas para la ejecución de las acciones y las gestiones que se realizarán para su financiamiento.

Explicó que todas estas acciones se implementarán en el país de forma territorializada, por lo que han sido seleccionados 44 municipios que conformarán a su vez 8 conglomerados. Diez de esos municipios son de la zona norte y los demás de la zona marítima costera.

“Son lugares donde la migración es elevada. En esos lugares o existe demasiada violencia o no existen oportunidades de empleo para las personas”, señaló el mandatario.

Por su parte, el secretario Lorenzana explicó que se identificaron acciones estratégicas regionales, que son prioritarias en el marco del plan de acción de la Alianza para la Prosperidad.

Aseguró que entre estas se encuentra la agilización de la integración energética en Centroamérica y la mejora de la competitividad del mercado energético en la región.

Mencionó además el impulso al proyecto de construcción de un gaseoducto desde México hasta El Salvador, pasando por Guatemala, un plan que se proyecta en el largo plazo, de acuerdo al Secretario.

La inversión en la economía rural, con énfasis en la inversión en el sector cafetalero, fue otra de las acciones detalladas por el secretario Técnico.

También agregó que se analizó la posibilidad de adoptar un mecanismo de ejecución del plan de la Alianza para la Prosperidad similar al empleado en la ejecución de los dos compactos de los Fondos del Milenio (FOMILENIO) en El Salvador.

“Este es un mecanismo mucho más expedito, asegura un tiempo más rápido para la ejecución de las inversiones, que es transparente, que tiene también mecanismos de participación y de fiscalización del sector privado y la sociedad civil”, indicó el secretario.

El Presidente aseguró además que durante el encuentro en Guatemala el gobierno de Estados Unidos hizo un reconocimiento, a través del vicepresidente Biden, de los esfuerzos hechos por El Salvador, Guatemala y Honduras para avanzar en la generación de condiciones para el desarrollo de sus habitantes.

Respecto a El Salvador, indicó que se  reconocieron las acciones para mejorar el clima de inversiones a través de reformas legislativas, destacando la aprobación de la Ley de Estabilidad Jurídica para las Inversiones.

La creación del Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana y Convivencia, el impulso a leyes y reformas de ley para hacer más eficiente el combate al crimen, y el traslado de jefes de pandillas al penal de máxima seguridad también fueron reconocidos por el gobierno estadounidense, agregó el jefe de Estado.

San Salvador, 4 de marzo de 2015.