Print Friendly

En un pronunciamiento emitido con motivo de su presentación, los miembros del Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana y Convivencia declararon su compromiso en la búsqueda de acuerdos nacionales que respondan de forma efectiva a los problemas de inseguridad y violencia en El Salvador.

“Tenemos la firme convicción de que el problema de inseguridad ciudadana, de convivencia y de violencia en el país sí tiene solución, por eso invitamos a todos los salvadoreños y salvadoreñas a dar sus mejores aportes y encarar este enorme desafío con esperanza y compromiso”, afirmaron los integrantes del Consejo en un pronunciamiento que fue leído por el obispo auxiliar de San Salvador, monseñor Gregorio Rosa Chávez, durante el acto de presentación.

“Decidimos integrar este Consejo como una instancia plural, permanente, autónoma e inclusiva, de diálogo y concertación. Nuestro propósito es responder al problema de la inseguridad ciudadana y la violencia en el país, y al clamor de la población por soluciones urgentes y sostenibles”, añadió el religioso en representación de todos los integrantes.

“Desde nuestras  posiciones y experiencias deseamos contribuir a establecer  y a ejecutar acuerdos nacionales que enriquezcan las políticas públicas de justicia, seguridad ciudadana y convivencia”, añadieron los miembros en la declaración.

El Consejo reiteró el compromiso de cada uno de sus miembros en la “búsqueda de  soluciones sostenibles y concertadas”, para aportar a las políticas  y planes de justicia, seguridad ciudadana y convivencia. Además de proponer acciones, dar seguimiento a su ejecución y contribuir a identificar mecanismos para su financiamiento.

“Buscamos propuestas que se concreten en un trabajo territorial  para reducir las vulnerabilidades. Afrontar las causas que generan inseguridad ciudadana, articular la acción de los diferentes actores e impulsar iniciativas para la prevención y el combate de la violencia”, añade el pronunciamiento, en el cual se establece que un punto fundamental en la agenda del Consejo será la atención a las víctimas.

Además, en su pronunciamiento, hacen “un llamado patriótico a todos los sectores sociales y fuerzas vivas del país a que posibilitemos el contexto necesario para construir acuerdos de unidad que no estén condicionados por la coyuntura electoral”.

“Los miembros del Consejo estamos conscientes de que no somos la solución, sino parte de esta, y conscientes de ello asumimos nuestra responsabilidad histórica, por eso llamamos a toda la sociedad a unirnos, a sobreponernos al dolor, al miedo y a la desconfianza, y a asumir este nuevo reto con valentía y esperanza”, concluye el pronunciamiento.

San Salvador, 29 de septiembre de 2014.