Print Friendly

 

 

La Comisión de Legislación y Puntos Constitucionales de la Asamblea Legislativa recibió hoy al Ministro de Justicia y Seguridad Pública, Benito Lara; al Ministro de la Defensa Nacional, David Munguía Payés, y al Comisionado Presidencial para la Seguridad Ciudadana y Convivencia, Hato Hasbún; para analizar la iniciativa que busca implementar estados de excepción focalizados en los territorios de mayor índice delincuencial.

 

La pieza fue presentada por el diputado Guillermo Gallegos, de GANA, en febrero de 2012, para solucionar la problemática de inseguridad en lugares identificados.

 

El Comisionado Presidencial para la Seguridad, Hato Hasbún, agradeció a los partidos políticos por estar comprometidos en crear iniciativas para erradicar el problema de la violencia. Pero consideró que, aunque la propuesta está orientada a generar un clima de seguridad en el país, la problemática debe visualizarse desde un concepto más profundo.

 

“No se trata solo de la delincuencia, se trata de un concepto de seguridad amplio, por eso nosotros estamos haciendo un planteamiento de desarrollo, de inversión social concreta y de prevención de corto plazo”, expresó.

 

Hasbún consideró que el papel de la comunidad es fundamental para solucionar el problema, ya que el objetivo es reconstruir el tejido social. Es por ello que advierte que la propuesta complica el enfoque de esa reconstrucción en las comunidades. “Parte fundamental de nuestro plan es recuperar comunidades, porque si no, no hay plan de seguridad, no hay plan de desarrollo”, añadió.

 

Por su parte, el Ministro de Seguridad, Benito Lara, consideró que la iniciativa debe evaluarse de forma integral y tomar en cuenta, en qué medida limitar las garantías constitucionales a la población contribuye a la reducción de la delincuencia.

 

“La suspensión de algunas garantías nos metería en otra situación más compleja, más difícil de manejar, podemos exceder en materia de derechos humanos”, expresó.

 

Lara acotó que el Gobierno está ejecutando acciones que pueden dar muy buenos resultados, como la revisión de mapas delincuenciales.

 

“Nos parece que esta medida (un estado de excepción) podría crearnos un poco más de dificultad, y que la clave está en cómo estrechamos un poco más el esfuerzo con otras instituciones como la FGR, la inteligencia de la FAES, la inteligencia policial, que ya nos están dando algunos productos”, argumentó.

 

Finalmente, los titulares agradecieron la oportunidad a la comisión de debatir la iniciativa, ya que se está trabajando en contener la ola delincuencial que atraviesa el país. Afirmaron que estas reuniones les dan la oportunidad de entrar en un proceso de debate que les permite enriquecer las políticas a impulsar.

 

 

San Salvador, 17 de agosto de 2015.