Print Friendly

Las Jefas y los Jefes de Estado y de Gobierno de los 22 países iberoamericanos aprobaron hoy una declaración conjunta titulada “Educación, Innovación y Cultura en un Mundo en Transformación”, la cual está dirigida a la consolidación del espacio iberoamericano del conocimiento, la cultura y la cohesión social.

En el documento, los jefes de Estado se comprometen, entre otras cosas, a promover una  “Alianza  para  la  Movilidad  Académica”,  de  adhesión  voluntaria  y  con  la participación de todos los actores, que permita impulsar la  movilidad de  estudiantes, profesores e investigadores.

También asumieron la responsabilidad de aprobar  la  puesta  en  marcha  del  Proyecto  Paulo  Freire  de  Movilidad  Académica  para Estudiantes  de  Programas  Universitarios  de  Formación  del  Profesorado,  que  busca  mejorar la calidad de la formación  docente  y  acoger  favorablemente  la  implementación  de  la  fase piloto a lo largo de 2015.

Asimismo, encomendarán a  la  SEGIB  y a la Organización de Estados  Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI) que  promuevan  el Programa de Formación Interdisciplinaria en Centros de Alto Nivel.

En la declaración, los jefes de Estado se comprometieron a apoyar el nuevo Plan  Iberoamericano de Alfabetización y Aprendizaje 2015-2021, que  da  continuidad,  profundiza y amplía el concepto tradicional de alfabetización del Plan 2007-2015.

Otro de los compromisos es reforzar la educación temprana para fortalecer  políticas con perspectiva de derechos, orientadas  al  desarrollo  integral  de  las niñas y niños menores de 8 años, así como aprobar  y  apoyar  la  implementación  del Programa Iberoamericano de Juventud y la puesta en  marcha  de  la  Plataforma de Conocimiento de Juventud.

En materia cultural, los compromisos suscritos en la declaración contemplan el  diseño e implementación  de  un  plan  para  fortalecer  a  las  industrias  culturales y creativas iberoamericanas, así como diseñar un plan  para reconocer, proteger y salvaguardar el patrimonio cultural de cada país.

Asimismo, se comprometen a apoyar  y fortalecer  el  Fondo para el Desarrollo  de los Pueblos Indígenas de América Latina y el  Caribe para promover la protección de sus derechos, así como su autodesarrollo social, económico y cultural.

En lo que respecta a innovación, los gobiernos participantes se comprometieron a  estrechar  la  colaboración  regional  en materia de gobierno digital  para  impulsar  el desarrollo económico y social sostenido de  los  pueblos y crear una  plataforma web que promueva y facilite  el  intercambio  de  la  información y conocimiento,  para la promoción de la salud, la prevención y la atención de enfermedades.

Además de la declaración conjunta, los jefes de Estado firmaron un documento de Resolución, que agrupa los acuerdos que surgieron de la XXIV Cumbre Iberoamericana.

Otro de los documentos suscritos fue un Programa de Acción a través de cual se definen las estrategias para lograr avances concretos en las 3 áreas prioritarias de trabajo: Espacio Iberoamericano del Conocimiento, Espacio Cultural Iberoamericano y Espacio Iberoamericano de Cohesión Social.

Los mandatarios aprobaron también 11 comunicado especiales, en los que destacan dos propuestos por El Salvador, uno sobre la problemática de la niñez migrante y otro sobre la incorporación de nuestro país, Paraguay, Bolivia y Portugal en el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas.

Al concluir este cónclave, el presidente de México, Enrique Peña Nieto, agradeció la presencia de todos los gobernantes y representantes de los gobiernos de los países asistentes, asegurando que sus aportes han sido esenciales para la creación de nuevos instrumentos que beneficiarán a la región Iberoamericana, y que promoverán la movilidad de estudiantes, profesores, jóvenes y talentos.

“Estoy convencido que sus ideas, reflexiones, su visión, ejemplos y políticas de éxito que llevan a cabo en sus países nos permite ilustrar y sobre todo ampliar y enriquecer toda la acción que como gobierno debemos llevar a cabo para asegurar la prosperidad y desarrollo a toda la comunidad Iberoamericana”, dijo el gobernante anfitrión de esta nueva edición de la Cumbre Iberoamericana.

Veracruz (México), 9 de diciembre de 2014.